Trabajadores de Hey Latam no encuentran respuestas y se movilizaron a la sede de Gobernación

by Maria Fernanda Rey
0 comment

Los trabajadores del call center Hey Latam siguen la lucha en defensa de los 300 puestos de trabajo y ahora llevaron sus reclamos a las puertas de la sede de la Gobernación en Rosario exigiendo respuestas y rechazando la represión.

El conflicto laboral que ya lleva casi un mes y medio y todo indica que está lejos del resolverse, sumó un nuevo capítulo cuando los trabajadores del call center denunciaron en un comunicado al empresario Martín Stauffer, dueño de Hey Latam, que busca “la represión contra el acampe y la criminalización de las medidas que venimos tomando”.

Varias organizaciones de derechos humanos y referentes de la lucha contra la impunidad sumaron su apoyo a los trabajadores. El CEPRODH, Walter Valente de asociación Anahí, Héctor Medina, Asociación Ex Presos Políticos, Verónica Gauseño, Presidenta de Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, la diputada provincial del PS Lionela Cattalini, Ana Moro y Darío De Vicenzo, Ronda de Madres de Plaza 25 de mayo y Ángel Ochagavía, la legisladora porteña del PTS – FIT Myriam Bregman, la Asociación de Abogados Laboralistas, Hijos Rosario, exigieron al fiscal fiscal Aurelio Cicerchia que no se criminalice a los jóvenes y trabajadores que pelean por sus fuentes laborales y rechazaron cualquier tipo de resolución represiva.

En el comunicado, los empleados de Hey Latam manifiestan que el empresario se maneja desde la total ilegalidad: “Llevamos meses sin cobrar, no nos pagó el aguinaldo y dejó a cientos de familias, madres, padres y jóvenes sin trabajo. Pasamos Navidad y Año Nuevo en la calle. Martin Stauffer fue intimado por el Ministerio de Trabajo a cumplir con sus obligaciones patronales pero desoye a las autoridades. Incluso fue multado pero prefiere estar en falta e impulsar una salida represiva a este conflicto”.

Más adelante el documento se refiere a la actual situación de la empresa: “La crisis que dice tener (la empresa) es una mentira. Dentro del edificio mantiene en funcionamiento los servidores que utiliza para otra firma de su misma propiedad y que funciona con total normalidad, por eso buscan desalojarnos, criminalizando nuestro legítimo derecho a reclamar por los puestos de trabajo”. “¿Cómo puede acreditar una quiebra si además trabajamos todo el año?”, se preguntan.
Fuente: elciudadanoweb.com

Comparte
0 comment

También te puede interesar

Leave a Comment