Andrés Quinteros, la vacuna rusa y el conflicto de intereses del que nadie habla.

by Maria Fernanda Rey
0 comment

El nicoleño Andrés Quinteros, alejado de la política, reaparece cada tanto en boca de todos con “versiones” de cargos, pero lo cierto es que esos son sólo rumores.
El dirigente mantuvo un perfil bajo, hasta el domingo a las 22 horas, cuando el programa PPT que conduce Jorge Lanata lo mostró integrando una empresa dedicada a la comercialización de medicamentos, que estaría en el medio de la negociación para imponer la vacuna para el Covid-19, Sputnik V, de origen ruso.

Luego de la emisión de dicho programa, hubo una catarata de datos que circularon en las redes sociales, donde se intentó confundir a las personas entre el desempeño público y la vida privada de Quinteros.
Lo cierto es que el ex diputado viajó a Rusia con gente del gobierno en más de una oportunidad en plena pandemia.
Lo sugerente es que siendo del mismo terruño, del mismo partido político y amigo personal del sobrino del ministro Ginés García, esto sea ajeno a los medios que no lo destacan.
El movimiento del dirigente en tierras moscovitas fue seguido de cerca por las más altas esferas del gobierno de ambos países; allí se habría reunido con un lobbista amigo llamado Fernando Sullichin (un cineasta cercano a Putin y de Cristina Fernández), que le ofició de guía, sin embargo ni Quinteros ni su entorno reconocen los viajes ni los datos. La misión, que parecía secreta, se terminó filtrando pero lejos están sus protagonistas de abandonar el proyecto.
Hasta acá el dato revelador es el estrecho vínculo de Quinteros con las más altas esferas del gobierno de Fernández, y la sugerente propuesta de compra que se produce luego del viaje publicado por el dirigente en sus redes (y que luego borró).
Lo que sí reconocen fuentes cercanas al dirigente político (quienes negaron cualquier relación con Rusia y con el gobierno) es que se desempeña como representante legal del laboratorio HLB PHARMA GROUP, como se mostró públicamente.

Dentro del ministerio de Salud (es un secreto a voces) hay debate interno. Prematuramente, le hicieron firmar al ministro Ginés Gonzalez García el convenio por la vacuna de de Oxford – AstraZeneca, y se sabe que detrás de esto está Hugo Sigman (a quien sindican como socio de Ginés, dueño del Grupo Insud, al que pertenece el laboratorio mAbxience encargado de fabricar las dosis en el país, y quien se autoproclama “amigo de Cristina”, lo que es llamativo ya que no fue él quien viajó a Rusia).
Según entendidos de la industria farmacéutica, la vacuna de Oxford desarrolló mieloma  en el 40% de las personas. Y la vacuna de Moderna, tiene una efectividad en el 95% de los casos, pero lo que nadie dice que en números, son 95 personas sobre 30 mil vacunadas, y es muy prematuro decir que genera anticuerpos (su precio es de 4 dólares).
La vacuna rusa fue realizada en base a fórmulas de eficacia ya probada, utiliza adenovirus N5 que es el mismo que utiliza Jhonson & Jhonson, en una segunda instancia utiliza un adenovirus N26, que se asemeja a la vacuna china. Sale 19 dólares, pero a diferencia del resto, su inmunidad es de 24 meses.
En ese contexto la empresa de Quinteros solo registrará el producto médico que según nos confirmaron fuentes gubernamentales, ésta es una exigencia de ley.

Comparte
0 comment

También te puede interesar

Leave a Comment