Cómo desechar los residuos de pacientes con COVID-19

by Maria Fernanda Rey
0 comment

En hospitales y clínicas hay personal especializado para manejar este tipo de residuos pero ¿qué ocurre cuando el paciente tiene síntomas leves y debe permanecer en su vivienda?
– Es fundamental utilizar un sistema de triple bolsa para los residuos generados por el paciente, y conservarlos durante al menos 72 horas en el hogar antes de sacarlos.
– Antes de cerrar la bolsa, rociar los residuos con solución de lavandina y agua (10 milímetros de lavandina en un litro de agua si la concentración del producto es de 50 gramos; si es de 25 gramos, son 20 ml en un litro de agua).
– Todos los residuos generados por el paciente deben disponerse en una bolsa colocada dentro de un cesto de uso exclusivo, con tapa y pedal para su apertura, ubicado en la habitación de aislamiento. Esta es la bolsa número 1.
– Esta bolsa deberá llenarse sólo hasta sus tres cuartas partes, atarse con doble nudo y colocarse dentro de una segunda bolsa, a la cual hay que pegarle el rótulo “CUIDADO – NO ABRIR” y la fecha de cierre. En esta bolsa se colocan también los guantes, barbijos y otros elementos de limpieza que usó quien cuida a la persona afectada. Hay que asegurarse que quede bien cerrada y que nada de lo que contiene se salga.
– Una vez cerrada la bolsa número 2, se incorpora a la bolsa número 3, la de residuos domiciliarios comunes del hogar, que se mantendrá fuera del alcance de niños y mascotas. Y se recomienda sacarla a la calle próximo al horario de la recolección para que permanezca el menor tiempo posible en la vía pública.
– Es fundamental lavarse las manos inmediatamente después de cada paso, durante al menos 40 o 60 segundos, o bien lavar o descartar los guantes que se hayan utilizado. También se deben limpiar los cestos de residuos con la solución de lavandina y agua preparada el mismo día.

Comparte
0 comment

También te puede interesar

Leave a Comment